» Datos del Proyecto de Investigación
 
Código: 5-16-547-16
Nombre: La Certeza Vulnerable
Director: diana marcela contreras torres
Facultad: Facultad de Artes (ASAB)
Fecha de Inicio: 2017-04-05
Estado: Finalizado
Grupo/Semillero de Investigación: semillero dinámicas del arte contemporáneo en colombia
Tipo de Proyecto: Financiado por Convocatoria interna
Nombre Convocatoria/Convenio: Convocatoria # 5-2016: apoyo para el desarrollo de trabajos de grado en las modalidades investigación-innovación, y/o creación o interpretación de estudiantes de pregrado de la universidad distrital francisco josé de caldas
   
Resumen
 
Este proyecto ofrece una hipótesis de carácter creativo acerca de la manera en que es asumida por el entorno inmediato la Epilepsia, los mitos, las creencias, los chistes, los imaginarios colectivos y su influencia, ¿qué tanto tienen de falso o de verdadero?, todo esto validado desde la experiencia propia, pues soy convulsionista desde los 12 años, (si, el término me gusta más que “epiléptica”), no es por predis-posición genética y tampoco se contagia, tampoco habita en mí un espíritu maléfico o es una condición que me provoque el gusto por mí mismo género, admito que aunque no la elegí como compañera de vida, me siento muy bien de saberla habi-tante en mí pues en parte es gracias a ella que puedo ver el mundo como lo veo, pero, ¿Cómo nos encontramos? Fue gracias a la decisión de un médico que apo-yando su criterio en la generalidad, optó por no dejar a mi madre elegir una cesá-rea, no porque el médico fuera un ser malvado, solamente lo hizo porque ella tenía 25 años, era alta y además tenía una vida deportiva bastante activa, razones sufi-cientes para que estuviese situada dentro de la curva de las mujeres que a toda costa debían ser “valientes” y tener un parto natural; como si el ser valiente se tra-tase únicamente de una condición de la que la adaptabilidad a la regla general saca provecho. Convulsiono desde los doce años, no es genético, no se contagia, es debido al criterio mé-dico que se impuso sobre la decisión de mi madre y su derecho a elegir entre una cesárea o un parto natural “La Certeza Vulnerable” es una instalación que recrea un cuarto de dormitorio construido a partir de la relación que se da con ciertos objetos cuya importancia o significado son de-terminados por las experiencias vividas en los 19 años que llevo convulsionando; la impor-tancia del cuarto radica en el hecho de que éste es un lugar al que no cualquier persona tiene acceso, solamente al ser invitado, relación latente que cobra sentido al dar cuenta de que no existe ninguna característica en mi aspecto físico que permita deducir al interlocutor que tengo epilepsia, éste sólo puede saberlo por mi propia voluntad, pues al contarle, le invito a que conozca un poco más de mi (como en el cuarto) Al ser invitado, el personaje se enfrenta a la disyuntiva entre preguntar el porqué de la pre-sencia de determinados objetos o abusar de la confianza puesta en el hecho de que se encuentre allí y examinarlos por sí mismo para luego sacar sus propias conclusiones, comportamiento propio del día a día que vendría a ser una suerte de “método científico” que llevamos a cabo de manera permanente, perdiendo dicho carácter al no ser aplicado a una colectividad.